Experiencia de usuario: ¿Cuestión de suerte?

María José VerasteguíUncategorizedLeave a Comment

Actualmente la experiencia de usuario está revolucionando el entorno de las marcas, se enfoca en la percepción positiva o negativa del usuario luego de la interacción con un servicio.

La meta que todos se han fijado consiste en lograr una experiencia de usuario satisfactoria, adaptando el contenido a las necesidades del usuario, para alcanzar y por qué no, sobrepasar sus expectativas.

Diseñar un esquema satisfactorio puede ser complicado, pero no imposible. ¿Es cuestión de suerte? Definitivamente no, por lo que es importante considerar varios aspectos con los que se alcanzará un nivel de satisfacción óptimo.

Cómo incrementar la experiencia de usuario

Para comenzar, debemos eliminar el pensamiento desacertado en el que se asume que la experiencia de usuario depende del azar, porque no funciona así.

Se destaca la creación de un diseño donde convergen las necesidades del usuario, los objetivos de negocio y las herramientas tecnológicas cuyo proceso tiene como fin la satisfacción del cliente.

El diseño de servicio es una nueva disciplina que permite configurar de manera eficaz una oferta compuesta por elementos tangibles e intangibles, gracias a la utilización combinada de metodologías y conocimientos procedentes del diseño, el mercadeo y de las ciencias sociales.

Hoy se sabe y se vienen utilizando herramientas que levantan los procesos que vive un cliente cuando contacta una empresa de servicio.

La experiencia de usuario es documentada a través de fotografías, esquemas, bocetos e historias.

La idea es recabar las satisfacciones e insatisfacciones, identificar las oportunidades de mejora y cambios que se realizar para mejorar la experiencia en torno a un servicio.

5 pasos para diseñar la experiencia del usuario

Xènia Viladàs, consultora en gestión del diseño y estrategia corporativa, expone metodologías del diseño en su libro “El diseño a su servicio” basado en cinco pasos:

1.- Observar y documentar

2.- Procesar y proponer

3.- Comunicar y compartir

4.- Prototipar y probar

5.- Sintetizar y presentar

Este aporte de Viladàs, lo expone a partir de siete casos donde se ha aplicado su metodología y han resultado de gran éxito. Es un libro ampliamente recomendado para quienes quieren diseñar su servicio y lograr satisfacción en sus clientes.

¿Quieres más información? Te recomendamos visitar el blog de Xènia, https://xviladas.wordpress.com  En ese espacio disfrutarás de una gran variedad de contenidos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *